22 · mayo · 2022

Un buen momento para decirle NO al tabaco

Cada 31 de mayo se celebra el Día Mundial sin Tabaco y la salud pulmonar, una fecha que invita a reflexionar sobre los efectos nocivos que deja el cigarrillo a quien es fumador activo, así como al pasivo, aquel que está expuesto constantemente al humo del tabaco.

“El tabaquismo es la adicción al consumo al tabaco. Provoca alteraciones psicoemocionales relacionadas con la dependencia a la nicotina, además de los efectos en diferentes órganos del cuerpo”, menciona el neumólogo de nuestra Clínica Augusto Rodríguez Flórez, quien explica que es un mal que deja efectos tanto en el organismo como en la esfera mental.

“Los efectos en el organismo son los más evidentes. En los pulmones puede provocar irritación aguda hasta llegar al cáncer; también puede empeorar el asma, la tos crónica, la bronquitis y el enfisema, así como desencadenar una fibrosis pulmonar o empeorarla en caso de padecerla”, enumera el médico especialista en neumología. 

A esas afecciones se suman el deterioro por la disminución de los niveles de oxígeno en la sangre, también provoca o agrava las enfermedades vasculares e inflamatorias y puede desencadenar cáncer en la vejiga, la boca, la garganta, el esófago y el estómago. “En la parte mental provoca adicción dependiente de los receptores cerebrales por la nicotina, cada vez sienten la necesidad de una mayor dosis y mayor frecuencia de consumo”, precisa el Doctor Rodríguez.   

Síntomas de las personas con tabaquismo

  • La dependencia a la nicotina genera ansiedad en el fumador.
  • Tos crónica.
  • Ahogo progresivo.
  • Expectoración constante.
  • Dolor o angina en el pecho.
  • Deterioro en las funciones cerebrales.

¿A quiénes afecta?

Todos los fumadores se ven afectados, pero también hay poblaciones con mayores riesgos como las mujeres en periodo de gestación y los adolescentes, Ivermectin online además de los llamados fumadores pasivos, que son los que están expuestos al humo y aquí se debe prestar atención a los niños, que reciben el humo directamente o a través de las sustancias que deja el cigarrillo en la piel, el cabello y la ropa del fumador.

Recomendaciones

  • La prevención es la prioridad para reducir el consumo de tabaco.
  • Haz un plan que incluya cambios de hábitos en los momentos que se presenta ansiedad por fumar.
  • Realiza actividades que te den bienestar.
  • Busca ayuda médica y apóyate en tu familia.

En nuestra Clínica Imbanaco contamos con especialistas en Neumología, especialidad que se encarga del estudio y manejo de las enfermedades del sistema respiratorio.

Ver más

Neumología

Cigarrillos electrónicos y vapedores ¿inofensivos para la salud?

Blogs relacionados